Buscando la paz

Leía varios artículos sobre el proceso de paz y analizaba la realidad Nacional, caracterizada porque cada cual asume sus posiciones desde su razón y queriendo buscar en los demás un motivo para señalar, para cuestionar y para establecer distancias, y … en medio de la lectura, como una voz venida del mas allá, surgió una pregunta: Eres tu una persona de paz?, por un instante me detuve en mi entorno, comencé a examinar mi relacionamiento público, mis modales, la armonía con mis familiares cercanos, y entonces la misma voz dijo: detente! Si sigues así no vas a contestar la pregunta, necesito que mires dentro de ti, y entonces como una ráfaga de metralleta comenzó a dispararme de preguntas:

¿Cuáles son tus conflictos?, ¿Tienes paz interior?, ¿A quienes les disparas con frecuencia?, ¿En que áreas de tu vida eres un factor de desorden social?, ¿Qué tanto te amas a ti mismo?, ¿Con qué facilidad te perdonas de tus equivocaciones?, ¿Con que regularidad críticas y juzgas a los demás?, ¿Qué tan difícil te es colocarte en los zapatos de los otros?, ¿En cuántos momentos de la vida crees que tu razón es única y que por tanto eres poseedor de la verdad?

Preguntas suficientes para dejar de leer el periódico y entrar en un estado de introspección, que me hizo tomar conciencia que más allá de los debates, más allá de los acuerdos que se deban realizar, la paz está en mí, y que requiero resolver mis conflictos para que entonces esa paz se extienda a mi familia, a la sociedad, al país y al mundo.

Esos cuestionamientos poderosos, me impactaron uno a uno, permitiéndome dejar de mirar el proceso desde la lejanía e involucrarme en él, entendiendo que hay todo un trabajo en mí por hacer. Trabajo en el que me siento comprometido y en el que he decidido tomar acciones para ser un verdadero agente de paz.

En ese tránsito, me he concientizado que existen muchas preguntas que en mi vida necesito hacerme y que solo a través de ellas podré crecer. Quizás ese también sea tu caso, por eso decidí compartir mi experiencia; experiencia que me ha llevado al propósito de ser un hombre de paz y al que desde mi amor por la humanidad te quiero invitar.

Luis Carlos Quiñones Quevedo

Coach de esencia, ejecutivos y equipos.

  • pautainfpruebe2017